REFUGIO
de mis pensamientos

¡Bienvenido a mi blog!

Inicio

Mi Perfil

Calendario
<<   Agosto 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Apúntate
Suscríbete al blog

Categorías
General (25) Sindicar categoría
Archivo
Noviembre 2009 (1)
Octubre 2009 (1)
Septiembre 2009 (2)
Junio 2009 (1)
Mayo 2009 (1)
Febrero 2009 (1)
Diciembre 2008 (1)
Noviembre 2008 (5)
Octubre 2008 (1)
Septiembre 2008 (4)
Agosto 2008 (4)
Mayo 2007 (1)
Octubre 2006 (1)
Sindicación
Artículos
Comentarios
Enlaces
artecomunicarte
Diario Sion latino
encuentros(blog personal)
escribeya
escritores y poetas
igooh(bajo apodo:abunayelma)
letraskiltras
letraslibres
Mi paradero(blog personal)
espacios amigos
Fuego en el Viento
 

Un momento antes

Hombre mirando hacia el mar.
¿Qué circunstancias obligan al hombre deshacerse de las enseñanzas acumuladas, dejar el sentido positivo de sus actos, desprender de su mente aquello que aprendió a considerar fuera de su alcance, ignorar su conciencia; en síntesis: caducar de proceder como persona, dentro de la concepción de humano?
El raciocinio concentra el cúmulo de conceptos adquiridos y los acumula en el cerebro izquierdo, reapareciendo e influyendo en el momento preciso. No es necesario el pensamiento, casi en forma autómata nos permitimos actuar, reaccionar, de una u otra manera. No es imprescindible discernir, seleccionar o sopesar, la decisión propicia fluye, luego se instala.
¿Qué sucede cuando nos alteramos?
Ocurren situaciones extremas en las cuales todo se derrumba a nuestro alrededor. ¿Quizás presentimos el fin?
Los fanáticos, los terroristas, los suicidas, aquellos en que las ideas de cambio, de solución, de superioridad, de fe ciega, invaden sus mentes, que les excluye la posibilidad de pensar por si mismos, son capaces de llegar a transformarse en simples robots al servicio de *la causa*.
Desde allí parte el camino nuevo, el del sin regreso. Exento de razón y/o  lógica, carente, por supuesto, de todo lo que por humano es reconocido.
El instinto de la conservación, o supervivencia, es innato en el hombre.
¿A que punto de ebullición alcanzan los líquidos intercerebrales, capaces de confundir a las enzimas en su complicado intercambio, destruyendo entre si, los parámetros que constituyen nuestra conciencia?
Sin duda, en dichos cruciales instantes la humanidad toda tambalea.
Solo falta esperar.
``````````````````````````
@bbrom
DERECHOS RESERVADOS

Publicado por beto el 30 de Agosto, 2008, 15:02 | Comentar | Referencias (0)

 

 

Blog alojado en ZoomBlog.com